Las inquietudes de los nuevos universitarios

Seguramente hay un montón de estudios, estadísticas, pensamientos y memorandums analizando este tema, y con unos resultados bastante numerosos, podríamos decir. Sin embargo, si me preguntas a mí, y tras mi propia experiencia y observar a otros a mi alrededor, a los universitarios hay algo que les preocupa sobre todo lo demás, y es unitario; y ese algo es el emponderamiento sexual.

De las muchas ansiedades que enfrentan los estudiantes universitarios novatos, como los programas de estudios que tanto estrés pueden provocarles, o los molestos compañeros de clase, uno es particularmente terrible: la cultura de conexión. La transición de la escuela secundaria a la universidad está marcada por una mayor independencia y exposición a nuevas personas y experiencias. Entonces las cosas se vuelven especialmente complicadas cuando las relaciones y el sexo entran en juego. Si bien eso no quiere decir que todas las personas que asisten a la universidad estén interesadas o tengan relaciones sexuales sin compromiso, la cantidad de estudiantes universitarios que tienen relaciones sexuales crea un ambiente en el que la educación sexual no solo es aconsejable, sino imperativa.

Aunque la universidad no es un ciclo constante de fiestas de fraternidad y amigos enganchados, el sexo casual no es algo de lo que deba temer o avergonzarse. El sexo es algo natural que desear y participar, y el recuento de su cuerpo no refleja de ninguna manera su carácter o valor. Al tener conversaciones francas y abiertas sobre la seguridad sexual, los estudiantes de primer año pueden respirar aliviados. 

¿Esto te parece una tontería y crees que los chicos y chicas que acuden por primera vez a la facultad tienen otras preocupaciones además de si esa noche acabarán teniendo sexo? Pues ya te digo yo que no, aunque matizo: por supuesto tienen otras preocupaciones e intereses, pero todos giran en relación a las relaciones de pareja (sean del género que sean); porque de eso depende la tan temida «aceptación» y la mimetización con el medio, aunque suene un poco a concepto de documental de la vida salvaje, jeje.

Para cualquier joven que tiene una nueva experiencia en su vida, en un medio desconocido y que representa algo importante para su futuro, la aceptación de todos los que le rodean es esencial. También el saber introducirse en el grupo, saberse uno más dentro de sus iguales, e ir destacando poco a poco, incluso si eso significa imitar a algún que otro miembro de ese grupo. No tengo duda de que eso es primordial para cualquier universitario de nueva remesa.

Reflexiones de un universitario en vacaciones

Cuatro años realizando estudios universitarios y a la espera de comenzar el que previsiblemente será mi ultimo curso, dan para reflexionar, y mucho, durante las vacaciones estivales. No puedo decir que lo eche de menos porque aún no ha llegado el momento de decir adiós, pero sí que creo que es hora de echar la vista atrás y hacer balance de estos años, para ver si la tónica se repite en el próximo, y un día tener una visión completa de todo lo que fue mi etapa universitaria.

No os diré de dónde soy, sólo que estoy estudiando en una de las universidades con más solera de España y, bueno, es un sentimiento agridulce. Bueno por un lado, porque comentarlo siempre hace que todo el mundo diga que tengo mucha suerte y que es un lugar reconocido de donde han salido grandes mentes y grandes profesionales; por el otro, me hace darme cuenta de lo clasistas que somos todavía en este país, y que un nombre nos haga hacernos una idea de algo, cuando estoy seguro que en el resto de universidades españolas se tienen las mismas oportunidades que podría encontrar yo en la mía. Pero en fin…

En fin, que yendo al lío ya de una vez, y respondiendo a las preguntas que algunos lectores se estarán haciendo sobre qué es lo que voy a contar exactamente en este blog… Bueno, realmente no lo tengo muy claro, pero compararé todo lo que he vivido como un estudiante de estudios superiores con lo que me cuenten mis compañeros, y también con lo que hayan vivido otras gente en mi misma situación pero que no vive tan cerca de mí. Supongo que puesto así suena un poco enredado y no muy claro, pero espero que a todos nos guste una vez que me ponga a ello. Decidí comenzar este sitio con este post que parece con poco sentido, pero que al menos me dejara plasmar mis deseos, y a vosotros haceros una idea de lo que está por venir si seguís leyendo.

Aunque no quiero que nadie tome esto como un manual, ni como un tutorial sobre cómo comportarse en la vida universitaria de alguien que cree saber mucho, animo a aquellos que vayan a empezar sus estudios superiores a darse una vuelta por aquí, y conocer de primera mano experiencias que pueden ser enriquecedoras para su propia vida. Ojalá a muchos os sirven de guía, pero si no, me conformaré con que os divirtais conociendo mis venturas y desgracias en algo así como una historia novelada, jeje.